domingo, 18 de septiembre de 2011

No Le Temas a la Oscuridad: Témele a los adultos


Ahora creo estar casi seguro de que esperar de una producción de Guillermo Del Toro, y a diferencia de otras recientes producciones suyas, en "No Le Temas a la Oscuridad" definitivamente se siente su sello. En lo personal, desde el Laberinto del Fauno no había vuelto a ver en otro filme las ideas fantásticas de Del Toro tan plasmadas con su maquiavélico talento de torcer cuentos de hadas. En este caso la atormentada es una pequeña personificada por la muy talentosa Bailee Madison, quien presa de su soledad en la enorme casa que compró su padre, es acechada por unas pequeñas criaturas que desean jugar con ella.
He ahí donde me encanta el trabajo de Del Toro, es quizá el único mexicano que hábilmente explota las leyendas que de niños todos escuchamos, en este caso la de los duendes que robaban niños en lugares aislados, y un giro tremendamente oscuro a la historia del hada de los dientes.

La premisa es buenísima, y de hecho hay muchos aciertos a la hora de desarrollar la trama, particularmente en el lado de las criaturas, cuyo diseño es bien logrado, y que en actitud no son en lo absoluto tus gremlins promedio.
El fallo de la cinta es mas bien el desarrollo de los personajes, ya que realizan acciones verdaderamente inexplicables con tal de que la trama avance. Es así que el padre, actuado por Guy Pearce, sobrepasa lo absurdo con su negación al testimonio de la niña en maneras que llevan dicho cliché al extremo, y pues, para no dar spoilers, la madrastra (Katie Holmes en una actuación mejor a todo lo que ha hecho últimamente), aun la pequeña y demás miembros de la casa no se salvan a la hora de simplemente hacer una u otra cosa en favor de un obvio susto o asesinato.

Aun con ello, la cinta es bastante disfrutable y en muchos momentos presenta secuencias perturbadoras, siendo para quienes escuchábamos todas aquellas historias, inquietante ver en forma gráfica los ataques de los cuales la niña es presa, llegando al punto en que ya no estás tan seguro de saber quién saldrá librado.
Sin embargo más pudo haber sido logrado con las criaturas, y aunque el final es ciertamente un golpe bajo, más esfuerzo pudo haber sido puesto para dotar de mayor originalidad la cinta.
Claro que la recomiendo si aguantan sufrir al estilo de Del Toro, recomiendo verla acompañado, y recomiendo... no, exijo que no lleven a ningún niño menor de 11 años a verla.

Temo que es un 7/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada